La relación con el dinero: ¿Cómo es la suya?

Este artículo se publicó originalmente en la edición de Febrero de 2011 de la revista Ser Empresario, que se distribuye mensualmente en el estado de Chihuahua y en El Paso, Texas.

Febrero es un mes en el que se acostumbra tomar un momento y dar un regalo simbólico a las personas importantes en nuestras vidas. Por razones mercadológicas o por lo que guste, Febrero es el “mes del Amor y la Amistad”.

Esta columna analizará una de las relaciones más importantes y que, sin embargo, es rara vez tomada en cuenta: la relación con el dinero.

Quizás se esté preguntando a qué me refiero con eso.  La relación con el dinero no es más que el conjunto de actitudes, valores y comportamientos que una persona tiene hacia él. Es el resultado de todo el cúmulo de experiencias que un individuo tiene sobre el dinero y cómo actúa al respecto.

Empecemos con la cuestión cultural, se ha encontrado que existen patrones que afectan cómo la población de un país percibe a las personas de aparente éxito. Por ejemplo, en algunos sectores de la sociedad Mexicana es común que se les vea como personas codiciosas y deseosas de aprovecharse de los demás, sobre todo de aquellos que “menos tienen” (entre muchas otras connotaciones negativas).  Las implicaciones de esa visión son tremendas, ya que consideran a las personas de éxito como “malas” y, ¿quién quiere ser malo? Esto lleva a comportamientos que, inconscientemente,  llevan al autosabotaje o al conformismo.

En contraste, hay culturas donde el “éxito” es el objetivo a lograr. Miembros de sociedades y comunidades enteras se apoyan mutuamente bajo el entendido de que si uno mejora su situación, esto ayudará a que la situación de los demás mejore.

Ahora bien, a nivel familiar. Los padres determinan con sus comportamientos el cómo sus hijos van a crecer alrededor del  dinero y demás bienes materiales. Por ejemplo, bajo el pretexto de “no quiero que mis hijos pasen lo que yo” es común ver a padres (y madres) que no escatiman en dar a sus hijos lo que éstos les pidan. ¿Se ha preguntado qué están aprendiendo estos niños? Diversos especialistas coinciden que estos niños crecen con muy poca tolerancia a la frustración, lo que ocasiona altos niveles de estrés cuando las cosas no les resultan como ellos esperaban.

A nivel individual, la relación con el dinero afecta todos los comportamientos de un individuo, como por ejemplo: el tipo de vehículo que maneja, la ropa que usa, las escuelas donde estudian sus hijos, incluso, las organizaciones sociales en las que participa. Influye también en sus prioridades: para algunos lo más importante es que “a mi familia nada le falte cuando yo no esté”, para otros es que el resto del mundo vea su “alto estatus”,  para algunos más lo más importante es tener y demostrar poder y para otros más es simplemente tomar riesgos por la emoción de hacerlo. ¿Con cuál se identifica usted?

El autoconocimiento es muy importante porque cuando existen un choque entre los valores  (por ejemplo: “deseo ahorrar más”) y las acciones (“pero gasto todo mi sueldo antes de que termine el mes”) se genera un conflicto que puede ser desgastantes para el individuo y su familia.

Un ejemplo muy claro: el manejo del crédito. Para algunos, una herramienta útil para una administración eficiente de las finanzas; para la mayoría, sin embargo, el crédito es un arma de dos filos: nos permite comprar lo que queremos cuando lo queremos; y al mismo tiempo, al momento de pagarlo (con tasas de interés en México que llegan a sobrepasar el 50% anual) terminamos pagando más del doble por ese artículo de moda que tan atractivo se veía en la tienda y que, un mes después, no se ve tan atractivo al revisar el estado de cuenta del banco.

Conocer su relación con el dinero es más allá que un ejercicio psicológico, literalmente le puede cambiar la vida porque le permitirá mejorar su convivencia familiar, alinear sus valores con sus acciones y lograr una vida más feliz.

Feliz mes del Amor y la Amistad.

Sobre el autor:

Miguel Gómez es consultor financiero y de mercadotecnia en Lauterbach Financial Advisors, una firma fiduciaria de manejo de inversiones (www.lfa-ia.com). Puede contactarlo a mgomez@lfa-ia.com o al (915) 544-6950

Usted puede leer sus blogs en freemarketswork.wordpress.com (en inglés) y en comentarioseconomicos.wordpress.com (en español)

Además, si es usuario de Twitter lo puede encontrar en @miguelggarcia o en LinkedIn en www.linkedin.com/in/miguelggarcia

 

Publicado el 02/13/2011 en Ser Empresario y etiquetado en , , , , . Guarda el enlace permanente. 1 comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: